Soy un Somo 20 ¿y tú?

Hay muy poca información sobre los veleros Somo en la red.
Si conoces algo sobre los Somo en general y los 20 en particular o tienes datos (datos de astillero, diseños, planos, prospectos, artículos, fotos) y los deseas compartir, contacta conmigo.
(Tienes mi dirección de correo en Mi perfil)
Aquí tienes los datos, planos y demás que he recolectado hasta ahora:
https://sites.google.com/site/hoopersomo/archivos

miércoles, 28 de agosto de 2013

Una tarde plácida



Al contrario que lo relatado en mi entrada anterior, la tarde del 16 de agosto de 2013 fue absolutamente plácida. Con un viento en torno a los 7-10 nudos de media, estuvimos un buen rato navegando muy a gusto. De sonrisa de oreja a oreja...

Técnicamente no hubo mucho que destacar. Navegué sin rizo, con velas completas, y fue muy divertido. Y relajado a la vez.

Puse la caña, a ver si había "peces de carrera", pero este año, que empezó en julio pareciendo que pescaríamos, se está mostrando un poco avaro. Tan solo un saburdin (pez araña, Trachinus draco) grande, al final, que te complica más la vida que alegrártela... (Por el tema de las espinas venenosas y que no tengo tijeras en el Hooper, habrá que tener unas de cocina recias...)

Fue muy bueno el rato en que conseguí un equilibrio entre las velas y la caña. Dejada la caña a su aire, el barco se mantenía en un rumbo casi recto, con una pequeñísima tendencia a aproarse en el tiempo. Pocas veces he conseguido este equilibrio, no sé si por falta de calidad como trimmer o por cuestiones técnicas. Las pocas veces que lo he conseguido ha sido con F3.

Tan contento estaba con esa situación, que me permití ir a proa unos instantes, mientras el barco seguía a su rumbo obediente... Sensación placentera y diferente a la habitual, siempre pendiente de la caña...



Hecho inédito en el Hooper desde que está conmigo: El patrón en proa dejando que el Hooper se gobierne solo (espero que tenga título suficiente :-))




Hooper gobernándose a sí mismo.
Aunque parezca que la caña está atada con el cabo, en realidad está suelta con sólo 1 vuelta, puede moverse como quiera.


Nos resistíamos a volver a puerto... Me hubiera quedado allí toda la noche...

8 comentarios:

  1. Hay días especiales, días en los que haces cosas que tardas en conseguir de nuevo. Son días que se quedan grabados, la satisfacción es tal que no entra toda en ti.
    Leyéndote, fue sin duda ese día uno de ellos. Está bien compartir los buenos ratos y transmitir esas sensaciones, a mi me gusta.
    Yo te comprendo a la perfeccción, ya que desde mi punto de vista de marinero con corta experiencia, tengo de vez en cuando días como ese cuando avanzo en mis habilidades. Cualquier pequeña batalla ganada me llena de alegría.

    Me pregunto yo si esta mar, tan frecuentemente agitada, no será la culpable del desvío continuo de nuestros veleros...
    También me imagino que conseguirlo en un velero de mayor porte será tarea algo más sencilla, digo yo.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Y lo bueno de la vela es que, según parece, es una guerra sin fin... Así que nos quedan muchas batallas, y bien estará mientras las disfrutemos (aunque a veces el disfrute sea un poco masoquista...).

      Ser pequeño y ligero tiene ventajas e inconvenientes, como todo en la vida: Con un F2 alto o un F3 bajito, tú navegas de maravilla mientras otros más grandes se arrastran. Pero cuando toca F4 alto o más, a ellos les queda mucho margen mientras tú tienes que luchar como un jabato...

      Con el rumbo y la inestabilidad de rumbo, pues lo mismo. Un barco ligero, y más si tienes un casco de diseño "rápido", más aplanado que redondo, arranca fácil, pero igualmente se para fácil, pues tiene menos inercia. Los barcos más pesados y redondos, y sobre todo de quilla corrida, tienen más inercia y mantienen mejor el rumbo. Pero es lo que hay...

      Y sí, en la estabilidad del rumbo son las olas las que influyen...
      Un saludo :-)

      Eliminar
  2. Hola HOOPER que tal?

    Como disfrutas de tu velero eh? No sabes como te entiendo. Aunque estemos a 1.000Km de distancia, el sentimiento es el mismo. Todos los días de navegación son buenos, pero hay días en que se hacen especiales y doy gracias por que mis primos me enseñaran a navegar cuando era pequeño.
    Disfrutas, el barco se mueve genial, encuentras la postura adecuada y sientes que dominas la situación. No hay mayor satisfacción y empiezas a contar los días para la próxima salida.
    Hoy he salido con mis hijos, 12 y 9 años. Bien, disfruto, pero no es lo mismo que esos días.

    Nota: Cuando puedas, hazte de un piloto automático. Te cambiará la vida!!

    Un fuerte abrazo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Muchas gracias, Aloes :-)
      Si algún día encuentras un piloto huérfano, coméntamelo :-)
      En serio, sí me gustaría probar alguno, aunque eso me obligaría a cambiar la batería a una más gorda y a montar algún sistema de carga solar... aunque algo de eso ya pienso para el futuro (pero es que me sobran ideas y me falta tiempo y pasta para hacerlas realidad...) Poco a poco.
      Un saludo, Leopoldo :-)

      Eliminar
    2. Como lo sabes. Ideas miles y miles. Si no fuera por lo lioso que es quitar la instalación eléctrica del piloto tal como lo tengo ahora, te lo mandaba para que lo probaras sin problema ninguno, pero estaré vigilante por si veo uno BBB.
      Ahora estoy liado en que he transformado la cogida del motor. He quitado el soporte basculante y lo he puesto directamente en la popa con idea de tener mas gobierno...ya veremos.
      No se que batería tienes, pero no creas que consume mucho.

      Un saludo

      Eliminar
    3. En este momento tengo una pequeña batería de 17 Amp/h, creo que tipo gel, es de las de consumo, no de arranque que compré en L&M para uso con placas solares.
      Me sirve de sobra para alimentar las luces, la sonda y antes el GPS. Como sabes, no tengo pantalán ni punto de luz, así que cuando se gasta me la llevo a casa (pesa pero no mucho) y la cargo. Al año la puedo cargar 2 o 3 veces.

      Un piloto, creo que me obligaría a llevármela cada poco.
      La idea, a futuro, sería meter una buena placa solar y una batería de capacidad, y meter un piloto y una radio fija (la que tengo es portátil). Pero eso, a futuro. Siempre se me ocurren cosas para gastar el dinero... :-)

      Un saludo :-)

      Eliminar
    4. Hola Hooper, permite que me presente, soy Armand, casi hace un año el patrón de Tranquilón, otro Somo 20.
      Aun que sigo tus actividades no he participado nunca porque aun no tengo idea de navegación, pero respeto a lo de el piloto automático puedo decirte que es fantástico y no consume mucho.
      Para la batería por supuesto una placa es la solución perfecta, mira esta dirección yo compre la de 50 w. Y me sobra.
      http://www.damiasolar.com/productos/placas_solares/placa-solar-damia-solar-dsp-50w-policristalina_da0057_14

      En este video puedes ver como le he instalado.
      http://youtu.be/uQIUtggIJiY

      Saludos

      Eliminar
  3. Hola Armand.
    Por aquí seguimos mucho tus vídeos, que lo sepas. :-)
    Gracias por tu experiencia y el comentario, y sobre todo por los enlaces... Y los precios están muy bien...
    Este año tengo el presupuesto ya "aplicado", pero habrá que pensarlo bien pensado...
    Muchas gracias, Armand, encantado de conocerte... :-)

    ResponderEliminar